Tercer retiro del 10% quedó en manos del TC y se abre un escenario incierto

Fueron varios días de tensión y anuncios desde La Moneda y, al mismo tiempo, de amenazas y advertencias de la oposición de que no se recurriera al Tribunal Constitucional (TC) por el tercer retiro del 10% de las AFP. Pero, finalmente, el Gobierno lo concretó y la tarde de hoy  20 de abril, confirmó la presentación del requerimiento para que se declare inconstitucional la reforma impulsada por el Congreso.

«Todos queremos lo mejor para nuestros compatriotas», dijo el ministro de la Segpres, Juan José Ossa, al anunciar desde La Moneda la decisión del Gobierno. Y, sobre el proyecto de reforma constitucional para el retiro de fondos, recordó que durante toda su tramitación en el Congreso, «hicimos presente de que se trata de una mala política pública que perjudica a las pensiones» y que es «una iniciativa inconstitucional».

De hecho, la discusión que se produjo desde la semana pasada, primero en la Cámara, y luego en el Senado, provocó que los abogados constitucionalistas fichados por La Moneda, Marisol Peña y Gastón Gómez (quien alegó para el segundo retiro), tuvieran dos escritos listos para ingresar al TC . Cada uno para cualquiera de los dos escenarios que se estaban dando en el Congreso.

El primero de ellos se cayó por falta de votos. Era la moción de modificar un artículo permanente de la Constitución que permitía a los parlamentarios que, mientras operara el estado de catástrofe, podían presentar reformas que permitan a los afiliados de las AFP sacar sus fondos. Un escenario para el que estaba encargada la expresidenta del TC, Marisol Peña.

Ahora, el recurso que se presentará va por el otro escenario, que aunque jurídicamente es similar al que se produjo en diciembre pasado con el segundo retiro de los fondos, no es el mismo. Por un lado, esta vez la Cámara incluyó en el paquete a la rentas vitalicias y, por el otro, el Gobierno no presentó su propio proyecto como sí ocurrió en diciembre del año pasado.

Así, esta vez el Gobierno volverá a impugnar que el Congreso se atribuya funciones que, según la Constitución, son de iniciativa exclusiva del Presidente de la República.

Es un punto por el que el TC ya se pronunció el año pasado. Entonces, el fallo –que acogió todos los planteamientos del Presidente Sebastián Piñera consideró que se vulneraba la iniciativa exclusiva del Mandatario y que hubo de parte de los parlamentarios infracción al derecho a la seguridad social.