Sólo cortes de luz parciales provocó el terremoto en la provincia de Melipilla

 “Nuestra provincia resistió bien esta nuevo embate de la naturaleza”. Con esas palabras la gobernadora de Melipilla, Cristina Soto se refirió a los efectos que provocó en la zona el fuerte terremoto que poco antes de las 20 horas del miércoles, afectó a gran parte del centro norte del país.

Con epicentro en la Región de Coquimbo, donde tuvo una intensidad de 8.3 grados en la escala de Richter, el sismo alcanzó los VII grados Mercalli en la Región Metropolitana.

En la provincia de Melipilla sólo se registraron cortes de luz parciales en las comunas de María Pinto, Alhué, Curacaví y en Melipilla, en los sectores de Culiprán, Pabellón y Chiñigue.

Poco después de las 21 horas, el Comité Operativo Provincial de Emergencia, encabezado por la gobernadora Soto y representantes de Carabineros, PDI, Bomberos, Hospital, y los encargados comunales de emergencia de toda la provincia, se reunió en la Prefectura de Carabineros.

Los asistentes hicieron un reporte de cuál era la situación que se estaba viviendo a esa hora en la provincia, informando que en la comuna de Melipilla se produjo un pequeño derrumbe en la torre de la iglesia San Agustín, por lo que por precaución se suspendió el tránsito en el sector.

El prefecto de Carabineros, coronel Paulo Ortega, señaló que no se habían producido desmanes en la provincia.  No obstante, implementó nuevos servicios con uniformados que resguardaron supermercados, terminal de buses y la calle Manso.  Además, dijo que la institución dispuso un helicóptero ante cualquier emergencia.

Por su parte, el comandante de Bomberos, Roberto Salinas, informó que inmediatamente ocurrido el sismo se procedió a acuartelar a los voluntarios de las cinco compañías, a fin de atender alguna eventualidad.  Sólo reportó un escape de gas en el Hogar de Ancianos de la Fundación Las Rosas, el que fue rápidamente controlado.

A la vez, el director provincial de Vialidad, Orlando Ugalde, indicó que no hubo reportes de daños en la red vial de la provincia.

La gobernadora provincial, Cristina Soto, agradeció a todos los servicios que se coordinaron tras la emergencia y señaló que el comité provincial se mantiene alerta.

Cabe señalar, también, que con motivo de la suspensión de clases en la Región Metropolitana, decretada por el Ministerio de Educación debido al terremoto, la municipalidad de Melipilla decidió cancelar el acto cívico y el desfile de Fiestas Patrias programado para este jueves.  Sin embargo, el Te Deum celebrado por el Obispado de Melipilla se realizó con modificaciones respecto del programa definido.

A nivel nacional y San Antonio

En tanto, según el último reporte del Gobierno -entregado ayer por el ministro del Interior, Jorge Burgos- la cifra de fallecidos por el terremoto aumentó a 11.  Las nuevas víctimas son Eduardo Carrera, de 58 años, quien se encontraba desaparecido tras ser llevado por el agua en Puerto Sargento Aldea, y un hombre cuya identidad se desconoce.

Igualmente, se debe recordar que tras la alerta de tsumani dada esa misma noche para todo el borde costero nacional, en la  vecina comuna de San Antonio, y según lo informado por las autoridades, fueron evacuadas más de 1500 personas, mientras que el  personal del Centro Penitenciario evacuó a 487 reos hasta el gimnasio José Rojas Zamora.

Ayer, la comuna de San Antonio funcionó con normalidad, las faenas portuarias volvieron a sus labores y no se registraron hechos de consideración tras la alerta preventiva de tsunami.