La crisis del COVID-19 en India es un problema para el mundo