El alcohol se lo llevó a la tumba

Luego de una serie de exámenes practicados por facultativos  del Servicio Médico Legal de esta ciudad, se logró el esclarecimiento de la muerte de un hombre que en extrañas circunstancias, fue hallado sin vida en una de las piezas del “Bora-Bora”, un conocido local nocturno ubicado en el kilómetro 5 de la ruta G-60, sector de Chocalan.

En primera instancias y en las condiciones que el hombre fue hallado (desnudo sobre una cama y con su rostro ensangrentado), no se descartó un posible homicidio, tesis que luego de los exámenes fue derribada, al concluirse que  la muerte de Juan Rubio había sido producto de una cirrosis hepática fulminante.

Recordemos que el hecho que movilizó a la policía se produjo en horas de la noche del jueves pasado, cuando el regente del local llegó al lugar y al revisar las dependencias descubrió en la pieza N° 3 el cuerpo del hombre, dando de inmediato cuenta a Carabineros.

Peritos de la Brigada de Homicidios de la PDI de Melipilla  fueron los encargados del procedimiento inicial para determinar la muerte del hombre, que desde el mes de septiembre del año en curso trabajaba en el local, al parecer como cuidador y portero.