Se cumplen 20 años de la llegada de Javier Saviola al Barcelona y el club lo recordó con orgullo: “Generó mucha ilusión y expectativa”

El Conejito fue uno de los tantos argentinos que pasaron por el Culé. Durante su estadía en el Blaugrana, el delantero surgido de River marcó 72 goles en 172 partidos

 

El 4 de julio de 2001 se produjo uno de los momentos que marcaron la carrera de Javer Saviola. Aquel juvenil que brillaba en River y la Selección Sub 20 conducida por José Pekerman se aferró a su talento para incorporarse al Barcelona, una de las potencias de Europa. Y a dos décadas de aquel suceso, la entidad blaugrana recordó al Conejito, quien llegó al Camp Nou a cambio de una cifra récord de 36 millones de euros.

Se cumplen 20 años del fichaje de Javier Pedro Saviola por el FC Barcelona. El 20 de julio de 2001 aterrizó en Barcelona. Procedente del River Plate, el Pibito vistió la camiseta azulgrana durante cuatro cursos. Su contador se detuvo en 72 dianas en 172 partidos”, repasó el sitio web oficial de la institución española.

En ese marco, añadió: “El día de su llegada a Barcelona, Saviola generó mucha expectación e ilusión en la parroquia barcelonista. Flamante campeón del mundo sub-20 con Argentina, el de Buenos Aires fue recibido como una auténtica estrella”.

“De esta manera, el bonaerense se convertía en el segundo argentino del Barça del siglo XXI. A partir de Saviola, otros siete de La Albiceleste han vestido de azulgrana. El más reciente su homólogo en la delantera Sergio Kun Agüero”, completó el comunicado.

También los medios catalanes hicieron lugar a la efeméride: “El 4 de julio de 2001, el Barça fichaba a un jovencísimo Javier Saviola procedente de River Plate. Tenía entonces 19 años, acababa de ganar el Mundial Sub-20 y el fútbol lo señalaba como una gran promesa mundial”, destacó Mundo Deportivo.

Entrevistado por el diario catalán, Saviola confesó: “Tuve una sensación extraña cuando se concretó mi pase porque por un lado tocaba el cielo con las manos, estaba en uno de los mejores clubs del mundo y por otro viví una situación personal muy, muy delicada, sin retorno. Era la última etapa de la vida de mi padre”.

El ex jugador del seleccionado argentino recordó además los detalles íntimos del suceso: “En aquel momento mi madre y yo pasamos el duelo solos, en casa, pero la gente de Barcelona me ayudó mucho, me trató de una manera espléndida”.

Saviola jugó en el Culé entre 2001 y 2004, fue cedido a préstamo un año a Mónaco y Sevilla, y retorno al club catalán entre 2006 y 2007. Actualmente es entrenador del club Ordino de Andorra.