Letelier acude a la vía jurídica para solucionar problema de la Ruta G-60

La grave situación de abandono en que se encuentra la Ruta G-60 tiene muy preocupado al diputado de la zona, Cristián Letelier, quien ha encabezado diversas gestiones para lograr una pronta solución.

Durante esta semana, el parlamentario UDI hizo uso de la palabra en la Hora de Incidentes de la Cámara de Diputados y pidió que se oficie  a la Ministra de Obras Públicas para que estudie, jurídicamente, las alternativas de salida al problema que presenta la citada ruta cuyas obras viales se encuentran inconclusas luego que la empresa COMSA abandonara las obras adjudicadas  el 2009 para construir una doble carretera.

Letelier recordó que tras la retirada de la empresa, han pasado varios meses a la espera de la resolución de la comisión arbitral respecto al futuro del proyecto, tiempo en el cual el ministerio de Obras Públicas está impedido intervenir en la vía, que actualmente se encuentra en condiciones de seguridad deficientes.

“Aquí hay un problema  jurídico, donde los únicos perjudicados son los habitantes de los alrededores de esa carretera, especialmente los habitantes de Mandinga. Viene la época estival y se espera un numeroso flujo vehicular, sobre todo con destino a Santiago y Rapel, por lo que requerimos que pronto se resuelva jurídicamente esta situación”, enfatizó Letelier, quien recordó que hace algunos días un trágico accidente costó la vida a dos personas y dejó a dos niños gravemente heridos, “precisamente porque no están las condiciones en la carretera”.

Facultad presidencial

En su exposición, el diputado Letelier recordó que la Ley de Concesiones establece tres posibles salidas cuando se producen este tipo de problemas. La primera de ellas está en un artículo que establece causales por las cuales se puede terminar un contrato de concesión.

“Una de ellas es el incumplimiento grave de la empresa y tengo información que el Ministerio de Obras Públicas interpuso la demanda pertinente ante la Comisión Arbitral, la cual la está estudiando y no ha dictado sentencia”.

La segunda causal es la que establece el caso de abandono de obras y, la tercera, es la del artículo 28, en virtud del cual el Presidente de la República, mediante un decreto, puede poner término anticipado a la concesión por motivos fundados, alternativa que el diputado pidió se analice con especial consideración “para que el Ministerio de Obras Públicas esté autorizado jurídicamente a llamar a una nueva licitación y realizar aquellas obras necesarias para las seguridad del tránsito en la carretera G-60”.

Pago de las expropiaciones

 

Por otro lado, el diputado Letelier pidió que se ponga a disposición de la comunidad un abogado, pagado por el Ministerio de Obras Públicas, con el objeto que se preocupe del pago por los inmuebles expropiados a los propietarios que se vieron afectados por estas obras y de esa forma cumplimento al compromiso asumido con los habitantes de los sectores aledaños a la ruta que aún no han recibido sus cheques.