septiembre 21, 2021

10 mitos sobre el suicidio: datos clave para lograr prevenirlo en conjunto

10 mitos sobre el suicidio: datos clave para lograr prevenirlo en conjunto

Por Marcela Lara, psicóloga del Servicio de Salud Metropolitano Occidente

Está demostrado que la forma más eficiente de prevenir que una persona decida quitarse la vida es abordar la temática del suicidio de forma comunitaria haciéndose cargo entre todos de la solución de este problema y la importancia de visibilizar su existencia.

La Pandemia por Coronavirus ha tenido un fuerte impacto en la salud mental de la población, lo que se ha visto reflejado en un alarmante aumento en las cifras de ideación de suicidio, informadas a través de la Línea de Salud Mental de Hospital Digital.

Por ello, resulta fundamental crear estrategias de prevención y derribar los mitos que circundan en torno al suicidio de manera de facilitar la identificación y contención oportuna de quienes se encuentran atravesando por una situación de gran malestar emocional para que puedan acceder de forma segura y en el momento adecuado, a las acciones de salud mental que requieran, desde una mirada integral y con foco en la continuidad de cuidados.

MITO Nº1: «SÓLO LOS PROFESIONALES CAPACITADOS PUEDEN ACERCARSE A UNA PERSONA EN RIESGO SUICIDA».

Toda persona que esté dispuesta a ayudar y que pueda realizar una escucha activa y sin juzgar puede ayudar a la persona en riesgo suicida a calmarse y encontrar alternativas de solución.

¡Prevenir es una tarea de todos!

MITO Nº2: «LAS PERSONAS QUE INTENTAN SUICIDARSE DESEAN MORIR».

La mayoría de las personas que intentan suicidarse se encuentran ambivalentes respecto a su decisión dado que no logran ver cambios en su condición. Si logramos detectar, acompañar y generar pequeños cambios, éstos pueden ayudar a encontrarle un nuevo sentido a la misma.

MITO Nº3: «LAS PERSONAS QUE DICEN QUE SE VAN A SUICIDAR, SÓLO LO HACEN PARA LLAMAR LA ATENCIÓN».

No lo hacen con esa intención, realmente son personas a las cuales les han fracasado todas las soluciones intentadas y no encuentran otra alternativa, excepto el atentar contra su vida.

MITO Nº4: «EL SUICIDIO SIEMPRE ES IMPULSIVO Y OCURRE SIN ADVERTENCIA”

A pesar que el suicidio puede parecer impulsivo, la mayoría de las personas dan algún tipo de señal verbal o conductual acerca de sus intenciones de hacerse daño, incluso comunican sus pensamientos suicidas por lo menos a una persona.

MITO Nº5: «NO PODEMOS HABLAR DE SUICIDIO CON UNA PERSONA QUE SE ENCUENTRA EN RIESGO SUICIDA».

Hablar de suicidio con una persona que está en riesgo, en vez de incitar su actuar, reduce el riesgo de cometerlo, ya que posibilita comprender las emociones y problemáticas que puede estar llevando a esa persona a pensar en esta opción.

¡Puede ser una gran posibilidad para ofrecer ayuda!

MITO Nº6: TODO EL QUE SE SUICIDA TIENE UN TRASTORNO DE SALUD MENTAL.

Si bien es cierto que las personas que presentan un trastorno de salud mental se suicidan con mayor frecuencia que la población general, no necesariamente hay que padecer un trastorno de salud mental para hacerlo. Toda persona que comete un intento de suicidio manifiesta su sufrimiento, pero no necesariamente ese sufrimiento se asocia a un trastorno de salud mental.

MITO Nº7: LAS PERSONAS MAYORES NO SE SUICIDAN

Las personas mayores presentan una de las tasas de suicidio más elevadas, sin embargo, esto también pueden ocurrir en otras edades del curso de vida. Dirigirlo sólo a un grupo etario determinado limita el comprender que es una problemática que puede ocurrir a cualquier edad.

MITO Nº8: LOS NIÑOS Y NIÑAS NO PIENSAN EN SUICIDIO

Este mito intenta negar la realidad del suicidio infantil. Después que un niño adquiere el concepto de muerte, supone la finalización de la vida sin posibilidad de volver a la vida (de acuerdo a su desarrollo cognitivo) puede pensar en la idea de suicidarse. Los padres o cuidadores son quienes deben supervisar, cuidar de ellos y pedir ayuda para su orientación e intervención.

MITO Nº9: LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN (INCLUIDAS LAS REDES SOCIALES) NO CONTRIBUYEN A LA PREVENCIÓN DEL SUICIDIO.

Los medios de comunicación pueden convertirse en un valioso aliado en la prevención del suicidio, si enfocan correctamente la noticia sobre el tema y cumplen las sugerencias por los profesionales sobre como difundirlas. En adolescentes y jóvenes son un medio para comunicar su sufrimiento.

MITO Nº10: LAS MUJERES SE SUICIDAN MÁS QUE LOS HOMBRES.

La muerte por suicidio es 3 a 4 veces mayor para los hombres que para las mujeres. Las diferencias de género en esta temática se evidencian en que, si bien las mujeres realizan más intentos suicidas, los hombres son los que utilizan métodos violentos que son más letales para realizarlo.